Cómo preparar una tabla de embutidos para Navidad y acertar seguro

Existen muchos tipos de embutido que se pueden sacar para una cena entre amigos, familiares o en cualquier ocasión con invitados en casa. Sin embargo, estos productos se han ganado un hueco por derecho a la hora de poner la mesa en Navidad, ya que es uno de los platos principales que adornan siempre los centros de las mesas.

De la misma manera que existen productos típicos navideños que tienen su propio peso e importancia en casa y en las cestas de navidad que se regalan, ocurre lo mismo con los embutidos. Jamón, embutidos ibéricos, lomo y un buen queso lograrán que su mesa sea una maravilla y deje a sus invitados con una muy buena sensación tras la cena.

tabla de embutidos de navidad

¿Qué lleva una tabla de embutidos para Navidad?

Si hay algo que no puede faltar en una tabla de embutidos para cenar, comer o picotear, es un buen jamón o paletilla, pero también otros tipos de embutidos, como el chorizo o el salchichón ibérico o una buena pieza de lomo. Todos ellos tienen una elaboración de embutido diferente y los convierten en especiales por sí mismos.

No obstante, si quiere saber qué poner sí o sí en su tabla de embutidos en la próxima Navidad, apunte, porque estos son los productos básicos que no pueden faltar.

¿Es usted de los que tiene una pata de jamón en su casa esperando a ser cortada? Es el momento de demostrar su dotes de jamonero experto y mostrar su destreza cortando en el soporte jamonero y sacar filetes finos y perfectos para degustar en la cena. Si no, no importa, ya que podrá adquirir sobres de jamón envasado al vacío que mantendrá todas sus propiedades intactas como si estuviera recién cortado.

Sea como sea, el jamón no puede faltar en una tabla de embutidos navideña. Una de las formas de tomarlo puede ser echando por encima algún tipo de aceite de oliva que potencie su sabor y con una buena pieza de pan de la mejor calidad.

  • Chorizo ibérico

Otro producto del cerdo que no puede faltar en una buena tabla de embutidos de Navidad es el chorizo, que si es ibérico mucho mejor. Es uno de los embutidos con el sabor más intenso que existe en la actualidad, pero desde luego es todo un acierto en las mesas de cenas en compañía.

Igual que el jamón, puede optar por la pieza entera del chorizo y cortarlo usted mismo en casa, o apostar por el chorizo ya cortado y ganar tiempo en la preparación de la cena. No importa cuál sea la opción elegida, ya que acertará seguro incluyendo chorizo en la tabla.

  • Salchichón ibérico

En esta ocasión no estamos dando opción a elegir entre fuet o salchichón. Hablamos del salchichón ibérico, más fino y con un sabor más suave que el chorizo, pero muy similar en cuanto a la elaboración. Su color más rosado será el complemento perfecto en la tabla de embutidos de Navidad de su mesa.

De la misma manera, podrá elegir entre comprar la pieza entera de salchichón y filetearlo en casa antes de cenar o apostar por los sobres de salchichón ya loncheado.

  • Lomo ibérico

Tener en casa una pieza de caña de lomo o lomo embuchado de calidad ibérica siempre va a ser un gran acierto cuando llega la época de cenas navideñas o si hay un encuentro amistoso en el hogar. Incluir este embutido en la tabla navideña será uno de los motivos por los que será perfecta para todos los gustos.

Como ocurre con el resto de embutidos que hemos mencionado y que no pueden faltar en la tabla de embutidos para Navidad, el lomo podrá tenerlo en la pieza entera o con los filetes ya cortados.

Lejos de ser embutidos como tal, los quesos no pueden faltar en una buena tabla de centro en la mesa. Puede elegir entre distintos tipos de quesos, más o menos fuertes, queso curado o semicurado, o elegir cualquiera de las formas en las que se venden estos productos. ¿Conoce algo más típico que la tabla de queso y jamón? ¡Hora de implantarla en casa!

Además, el queso ofrece muchas opciones de tomarlo con ciertas bebidas que potenciarán su sabor, como es el caso del maridaje de cerveza y queso o el maridaje de queso y vino. Ambas bebidas harán que su paladar encuentre en el queso distintos sabores que hasta entonces no han aparecido en la ingesta.

Y hablando de vino, no puede faltar una buena copa de vino para acompañar a esta tabla de embutidos para Navidad. De entre los distintos tipos de vinos, en Cestalia nos decantamos por el vino tinto. Puede optar por los buenos vinos de Aragón o vinos de La Rioja para escanciar una botella delante de sus invitados y disfrutar como nunca de una cena agradable y en buena compañía.

Si quiere regalar un lote de Navidad que incluya todo lo necesario para crear una tabla de embutidos para Navidad, tenemos varias alternativas a su disposición. Puede optar, por ejemplo, por el lote de embutidos 4, que incluye todos los productos que hemos mencionado en este artículo y un par de botellas de vino tinto. ¡Todo un acierto!

Comments are closed.