Maridaje de cerveza y queso. Acompañe su queso con una buena cerveza

En Cestalia nos encantan los maridajes de comida con bebida. Acompañar un plato que le guste con una refrescante bebida a su lado es uno de los mayores placeres de la vida.

Hoy continuamos la serie de estas uniones tan especiales con el maridaje de cerveza y queso. Ambas cosas funcionan muy bien, pero hay que saber qué cerveza elegir para cada queso para potenciar el sabor de manera extraordinaria. ¿Nos acompaña?

maridaje-queso-cerveza

Maridaje de cerveza y queso

El vino no es el único acompañante perfecto para el queso. De hecho, ya hemos conocido el maridaje de vino y chocolate también, pero hoy vamos un paso más allá al hablar de cerveza y queso como pareja.

No es una unión muy común en España, pero el maridaje de cerveza y queso, una vez probado, se convierte en una apuesta segura. La suavidad y la presencia de carbonización en la cerveza permiten que el paladar disfrute más de los sabores del queso.

El queso elegido para este maridaje de queso y cerveza dependerá del tipo de cerveza que escoja. En base a la cerveza, podrá disfrutar de un queso u otro.

  • Para cervezas blancas encajan mejor los quesos blandos y con corteza seca, como por ejemplo el queso de cabra.
  • Las cervezas rubias son perfectas para quesos de oveja semicurados. Recuerde que el sabor del queso curado o semicurado no es el mismo, y debe escoger el adecuado para cada ocasión. En este caso, semicurados para cervezas rubias.
  • También el queso semicurado de oveja va bien con las cervezas doradas. En este caso, puede optar por escoger quesos de pasta seca, como el Emmental o el Cheddar. Como siempre, la elección final dependerá de sus gustos personales.
  • Las cervezas rojas son la opción adecuada para quesos de pasta prensada o blanda, como el queso de cabra mencionado anteriormente.
  • Para las cervezas negras, ¡el roquefort es nuestra apuesta segura!

Este maridaje de cerveza y queso puede parecer extraño, aunque es bastante habitual en países como Bélgica o Dinamarca. Eso sí, la cerveza debe tomarse en una temperatura inferior a los cinco grados para poder disfrutar al máximo del sabor del queso. ¡No merece la pena sobreponer un sabor a otro!

Si le gusta el queso, varios de nuestros lotes gourmet de Navidad incluyen distintos tipos de quesos para disfrutar en la mejor compañía y con la cerveza que más le guste. ¡Hora de darle un capricho al paladar con el maridaje de cerveza y queso!

Comments are closed.